Si lo que buscas es añadir un toque vegetal a tu hogar, hoy te traemos una fantástica manera de llenarlo de verde sin que se requiera un estricto cuidado. La solución a tus problemas se llama “plantas de aire” y son unas especies muy particulares que pertenecen a la familia de las bromeliáceas. No necesitan estar plantadas en tierra para poder vivir y pueden encontrarse en muy diversos ecosistemas que van desde los desiertos, los bosques y hasta en las montañas de Centroamérica y Sudamérica hasta algunas regiones de África.

Los también llamados claveles del aire, tienen una apariencia similar a la del plumero de una piña y son generalmente plantas de interior que necesitan vivir en una temperatura que va desde los 10 ºC a los 32 ºC. Esta planta, que cuenta con más de 650 especies reconocidas, florece una vez en toda su vida y el período de floración va de entre mediados de invierno a mediados de verano.

¿Qué cuidados recibe este tipo de planta?

Si te estás planteando la posibilidad de incluir una de ellas en un rinconcito de tu vivienda, sólo tienes que tener en cuenta que necesitan estar en un espacio fresco y luminoso sin que les den los rayos de sol de forma directa, ya que esto puede llegar a secarlas. Si ves que las hojas están arrugadas o enrolladas, es probable que estén deshidratadas por lo que convendrá que las riegues con agua libre de cloro, o si tienes la posibilidad, con agua de lluvia. Muy de vez en cuando deberás cortar y sanear las hojas y raíces secas, y si crees que en tu casa el ambiente es más bien seco, puedes pulverizar de vez en cuando la plantita con agua, ya que aunque estén hechas para soportar largos períodos de sequía,  si no se riega con regularidad no crecerá. Por lo demás, no necesitan más cuidados, ya que ellas solo se alimentan de la luz y de la humedad.

Sitios donde colocar las plantas de aire

En nuestra tienda  HOEM de decoración de casa online tenemos varios productos que te permitirán lucir tu planta de aire con más estilo y personalidad. Como por ejemplo, nuestros cuencos decorativos para el hogar.

No lo pienses más y obtén tu tillandsia. Necesitan pocos cuidados y su tamaño pequeño es una ventaja si vives en un espacio reducido. No tendrás que dejársela a nadie cuando te vayas de vacaciones y sobretodo… ¡tu casa lucirá fenomenal!